¿Por qué no existen vacunas contra el SIDA?

Las vacunas funcionan estimulando a nuestro sistema inmunológico o de defensas (que nos protege de las enfermedades) a desarrollar anticuerpos que puedan contrarrestar a un virus o bacteria que invada nuestro cuerpo. De esa manera, cuando ese virus o bacteria para la cual nos hemos vacunado entra a nuestro cuerpo, el sistema de defensas “sabe” qué hacer y responde inmediatamente, anulando el invasor y evitando la infección, pues el elemento patológico (virus o bacteria) no tiene tiempo de reproducirse.

vacunas

En el caso del VIH, sabemos que el sistema inmunológico se puede tardar hasta 3 meses en desarrollar anticuerpos al VIH, durante ese tiempo el virus se puede reproducir más fácilmente y alojarse o “esconderse” en partes del cuerpo humano conocidas como santuarios, pues las células defensoras del sistema inmunológico no pueden llegar hasta allí. Eso es lo que se conoce como reservas de VIH. Según las investigadoras, una vacuna efectiva debe evitar que el virus pueda “esconderse,” ayudando a nuestras defensas a responder rápida y agresivamente.

Usando ese conocimiento de cómo funciona nuestro Sistema Inmunológico (SI) los científicos diseñan y desarrollan vacunas. La estrategia convencional es el exponer a nuestro cuerpo a proteínas de la cubierta del VIH. El SI reconoce que esas proteínas no nos pertenecen, son invasoras, y activan a las células B a que produzcan anticuerpos que las “anulen.” Cuando el VIH entra a nuestro cuerpo, el SI reconoce esas proteínas que cubren al virus y lo destruyen con los anticuerpos que produjo después de la vacuna.

vih

La estrategia es muy elegante y sencilla, y es la misma usada para el desarrollo de otras vacunas, pero hay un problema. El VIH muta rápidamente como estrategia para burlar al SI, cuando muta cambia un poco las proteínas de su cubierta. Los anticuerpos que fueron creados como respuestas a una proteína anterior no sirven para las nuevas proteínas de la cubierta y ese virus se puede reproducir antes de que el SI pueda desarrollar nuevos anticuerpos contra la nueva proteína. Todos los anticuerpos son específicos a un tipo de virus o bacteria, el VIH cambia su cubierta (se “disfraza”), para hacer creer al SI que es un nuevo virus. Es por eso que el VIH por lo general gana la batalla contra el SI, si no se usan tratamientos que limiten su reproducción.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: